Industria Metalúrgica y sus Contaminantes

Las industrias, producen en términos generales, grandes cantidades de compuestos químicos, que lanzan a la atmósfera y cualitativamente de ellas procede la más amplia gama de contaminantes atmosféricos.
Las características de los combustibles, las materias primas, el proceso tecnológico usado y el tratamiento de los residuos en el foco emisor, definen la cantidad y calidad de los vertidos de tal origen.

  • Industrias energéticas (centrales térmicas)
  • Industrias metalúrgicas (de hierro, acero y ferro aleaciones de aluminio, cobre, plomo y zinc)
  • Industrias cementeras
  • Industrias de abonos
  • Industrias papeleras
  • Industrias alimenticias

Son muchas las sustancias químicas y procesos a los que un trabajador puede estar expuesto en la industria metalúrgica, por ello, hay que exigir siempre la entrega de las fichas de seguridad para saber con qué sustancia estamos trabajando, de qué manera nos puede afectar y como proteger nuestra salud y el ambiente.

Principales Riesgos

tuberías

En la fabricación o reparación de maquinaria, si las piezas están protegidas contra la corrosión por pinturas a base de cromato de plomo (amarillo) o cromato de zinc (verde), se producirán humos de óxidos de cromo, de plomo y de zinc, con riesgos de incendio o explosión.
En las soldaduras “tig” para soldar acero inoxidable y aluminio, es usado el tungsteno toriado (sustancia radiactiva) que desprende radiación ionizante. El mayor riesgo para el trabajador no es en el momento de soldar sino en el momento en que se afila el tungsteno antes de su utilización desprendiéndose polvo que puede entrar en contacto a través de la aspiración o la piel.

esqueleto

El tratamiento de superficies incluye el corte y/o moldeado, recubrimiento por conversión química, platinado, galvanoplastia, anodización, pintado, granallado y pulido, estas tareas conllevan a distintos riesgos que pueden provocar irritación, asfixia, efecto anestésico o narcótico, también intoxicaciones que pueden dañar el tejido pulmonar o causar daños sistemáticos o generales.

cadenas

En la rama del plástico se trabaja con una gran cantidad de polimeros: nylon, poliestireno, cloruro de polivinilo (PVC), poliuretano, etc. los cuales interactúan con otros factores como calor, y pasan por procesos de coloración, serigrafía y distintos estados hasta obtener el producto final. En todos estos procesos se está expuesto a riesgos de incendio y explosión así como a diferentes tipos de intoxicaciones que pueden ir desde alergia en la piel e irritaciones, a daños pulmonares, en los riñones, el el aparato reproductor y neurológicos.

Gestión integral de residuos peligrosos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *